Ir al contenido

Hidroterapia: Como prevenir resfríos en niños y adultos

1-2Entrenamiento Cardiocirculatorio

Niños con hipertrofia amigdalina y/o adenoidea, o que sufren de resfrio, catarros frecuentes se debe muchas veces a una pobre adaptación a los cambios térmicos, por lo que se deben emplear dos pilares fundamentales para su prevención:

  • Dieta: vegetariana, libre de lácteos, carnes y azucares industriales.
  • Medidas de orden físico: entrenamiento de nuestro sistema circulatorio y de los mecanismos defensivos del organismo. La practica de ejercicio físico frecuente y la Hidroterapia preventiva mediante sencillas aplicaciones de agua que cualquiera puede aplicar en su hogar.
  • De mañana:

Contacto del agua fría con las manos y el rostro tiene una acción limpiadora, y un poderoso efecto reflejo sobre los sistemas circulatorio y neurohormonal por la gran cantidad de receptores de sensibilidad térmica que hay allí. Esto “despeja” el cerebro, por activación refleja de la circulación sanguínea y funcionamiento nervioso del cerebro.

  • Aplicación de agua fría al final del baño habitual: entrena y fortalece el aparato cardiocirculatorio y activa muchas funciones orgánicas por vía refleja (cutivisceral). Es decir tonifica órganos internos (digestivos, glándulas, respiratorio, etc.). La edad de una persona se define más por el entrenamiento de su sistema circulatorio que de su fecha de nacimiento.

Secretos para un mejor aprovechamiento de este método:

  • Bajar la temperatura del agua en forma gradual.
  • Utilizar duchador y comenzar desde las piernas, subiendo a la parte anterior del cuerpo, brazos, cabeza, y terminar en la espalda.

Este proceso se repetirá varias veces.

  • Con la mano libre friccionar la piel donde cae el chorro frío, para obtener una mejor respuesta reactiva.

No es necesario que este baño dure más de dos minutos.2781-5432d17b52e2b

  • Lavado o Fricción de pecho y espalda con un paño mojado de agua fría. Se realizará por la mañana, tras levantarnos de la cama y habernos lavado la cara. Abarca la mitad superior del cuerpo. Es un eficaz y sencillo remedio preventivo contra los catarros invernales, tanto infantiles como de adultos.
  • Prevención de pies fríos: realizar baños de pies con agua caliente (empezar con 35ºC y aumentar hasta 41ºC), de 20 minutos de duración y finalizar con fricción fría. Se puede hacer dos o tres veces al día. También andar sobre rocío o arena mojada.
  • Caminar diariamente unos 10 o 15 minutos con ropa comoda y suelta, al aire libre o en una habitación con la ventana abierta. Aproveche para realizar ejercicios respiratorios.
  • Cepillar o friccionar e seco nuestro cuerpo con un paño aspero durante cinco minutos al día, por ejemplo antes de acostarnos.

Se aplica de abajo hacia arriba comenzando desde los pies hasta culminar en la cabeza. Se finaliza con una friccion circular en abdomen, en el sentido de las agujas del reloj.

Esto activa la digestión y la defecación.

  • Exposición al sol de manera moderada.

Según ciertas investigaciones llevadas a cabo por biólogos norteamericanos, la piel constituye no solo una barrera mecánica, de protección externa, sino que ejerce funciones defensivas inmunitarias propias, sustituyendo en parte al Timo, glándula que se atrofia llegando a la vida adulta. El la piel se observo que también maduran y se desarrollan los linfocitos T (células defensivas del cuerpo).

 

Hidroterapia “la curación por el agua”, Dr. Frederie Viñas de la Cruz (medico naturista), Editorial Los libros de integral, Barcelona, 4ta Edicion revisada 1994: p.184-190

Publicado enBlogSalud

Se el primero en comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload the CAPTCHA.